miércoles, 5 de mayo de 2010

Sección de Objetos Perdidos

Todas las mañanas despierto
y tú te has ido.
Has desaparecido groseramente, sin despedirte.
El pecho frío,cortado en dos:
una mitad para mañana, la otra para el olvido,
o para cuando el invierno crezca, que es lo mismo,
sin tenernos en cuenta
tal como tú y yo hicimos ayer con la vida de otros.

Todas las mañanas despierto
y mi amor ha muerto.

(C) David Lago González

2 comentarios:

Mariela Marianetti dijo...

Cada mañana despierto y la mitad de mi amor se ha ido. Tu poema es un poema muy bello en toda su nostalgia que produce fàcilmente identificaciòn en el lector.

Un gusto leer tu poesìa.

Cordiales saludos

David Lago González dijo...

Gracias Mariela,y bienvenida.

Lo que dices de cómo escribo es espontáneo para mí, pero en realidad no concibo la poesía de otra forma. Ya me comunico bastante mal socialmente como para no hacerlo también con lo que escribo (al menos, por suerte).

Saludos.